Marvel Wiki
Advertisement

Quote1.png Soy un invocador de muchas cosas. Sobre todo... mentiras. Quote2.png
--Invocadorfte

Historia

El ser conocido como el Invocador era hijo de Apocalipsis de Primer Jinete de la Guerra y Bracken, que luego sería asesinado por Solem.[4] Nació hace casi 300 años, en la isla mutante de Arakko como parte del rango más alto de Invocadores, un grupo de magos capaces de convocar a varias criaturas de Arakko.

Después de que su abuela, Génesis, fuera aparentemente asesinada por el dios oscuro de Amenth, Annihilation, las fuerzas oscuras de los demonios de Amenthi destruyeron las torres de Arakko, lo que les permitió atacar finalmente a su población mutante. Mientras innumerables mutantes eran masacrados, el Invocador fue enviado con una parte de Arakko para encontrar a su abuelo fuera de la dimensión de Amenth, ya que era el único que podía ayudarles a salvar a Arakko de sus enemigos.[5][1] Sin embargo, su abuela seguía viva y se unió a Aniquilación, lo que hizo que los demonios se unieran a la población mutante de Arakko y decidieran invadir Krakoa.[6]

Tiempo después, el Invocador sintió la presencia de Cíclope y sus hijos (Prestigio y Cable) en el Coral Arak y se acercó a ellos. Como no podían entenderse debido a sus diferentes idiomas, Cable le dio una granada al Invocador en señal de amistad, pero acabó activándola accidentalmente. Al confundirla con un ataque, el Invocador convocó a una serie de criaturas para que tomaran represalias. En la batalla que siguió, Prestigio utilizó sus poderes telepáticos para hacer que el Invocador les entendiera, y aclararon el malentendido. ¡Después de que el Coral Arak se uniera a Krakoa, el Invocador decidió permanecer allí por culpa de Apocalipsis.<! -->

Más tarde, ese mismo día, el Invocador se reunió finalmente con Apocalipsis y le informó de la situación de Arakko, lo que llevó al líder mutante a prometer que protegería a todos sus hijos, independientemente de si eran de Krakoa o de Arakko.[5] Más tarde, el Invocador invitó a Anole, Loa y Rockslide a jugar a un juego sobre la debilidad originada en Arakko.[7] Tras el juego, le contó a su abuelo la historia compartida de Arakko y Amenth antes de ser dirigido hacia la Puerta Externa, un portal construido sobre los huesos de mutantes inmortales que unía a Krakoa con el Otro Mundo, un reino que a su vez estaba conectado con Arakko. Con Unus y Banshee a su lado, el Invocador entró en el portal para poder volver a casa.[1]

Mientras viajaba por el Otro Mundo bajo la Ciudadela de la Luz de las Estrellas, el Invocador se reunió con su madre y el resto de los Jinetes al frente de una armada de demonios, y se volvió contra Banshee y Unus. Tras capturar a Unus, el Invocador devolvió a Banshee herida a Krakoa y, junto a Apocalipsis, informó al Consejo Silencioso de Krakoa sobre las armadas de demonios. En un principio, el Consejo decidió destruir la Puerta Exterior, pero Krakoa se negó a que destruyeran el portal y, en su lugar, optó por enviar a Apocalypse, al Invocador y a otros voluntarios a luchar contra la horda. Tras entrar en el Otro Mundo, Apocalipsis se reunió con sus hijos, los Primeros Jinetes, pero éstos, junto con el Invocador, le atacaron. El Invocador procedió entonces a matar a Rockslide. La lucha fue interrumpida por la Omniversal Majestrix Saturnyne que ofreció a cada bando participar en el desafío del Diez de Espadas por la victoria, a lo que accedieron.[8]

Una vez reunidos los campeones de Arakko, éste junto a los Portadores de la Espadas de Arakko se dirigieron a la Ciudadela de la Luz de las Estrellas donde se celebraría el torneo.[9] Enfrentándose a Lobezno en Blightspoke, el reino de las realidades colapsadas, murió en la batalla, apuñalado en el ojo con la Espada Muramasa.[10]

Personalidad

A pesar de su reticencia a ir a Krakoa, el Invocador parecía sólo querer proteger a Arakko del enemigo que dividió las islas mutantes. Después de que Cíclope y sus hijos llegaran al Coral Arak, el Invocador trató de comunicarse con ellos y sintió lástima al pensar que sufrían por hablar un idioma diferente; sin embargo, cuando pensó que estaba siendo atacado, se mostró ansioso por responder.[5]

No tenía ningún problema en mentir y manipular para conseguir sus objetivos. Engañó a Apocalipsis para que construyera la Puerta Exterior y así las fuerzas de Arakkii pudieran invadir la Tierra. También engañó a Rockslide para que revelara su debilidad y luchara con él en el Otro Mundo, sólo para utilizar esta información para matarlo.[8] El Invocador era de hecho conocido por mentir en Amenth, como parte de ser un Invocador, decía mentiras sobre todo.[9]

Poderes y Habilidades

Poderes

El Invocador es un mutante y un miembro del rango más alto de los Invocadores.[5]

  • El Invocador es capaz de convocar y controlar a todas las bestias oscuras de Arakko, incluyendo a varios Daemons y a una horda de Elementales.[5]
  • Invulnerabilidad:[1] El Invocador fue capaz de resistir una explosión de la granada futurista de Cable, y no parecía haber recibido ningún daño de ella.[5]
  • Longevidad Avanzada: El Invocador tiene unos trescientos años.[1]

Debilidades

  • Ojos: Los ojos del Invocador son lo único vulnerable de su cuerpo.[1]

Parafernalia

Armas

  • Colonia: el Invocador puede manifestar armas de alguna materia negra fuera de su cuerpo.[8]

Notas

  • El Invocador es el único Alto Invocador superviviente de los tres que se crearon. Curiosamente, se confirmó la existencia de un segundo Alto Invocador en un momento posterior.[1]
  • Según Prestigio, el idioma del Invocador (Arakki)[7] es similar al canto. Mientras tanto, el inglés para el Invocador es como un gruñido de dolor.[5]

Curiosidades

  • Las características del Invocador parecen haberse basado en la carta del Tarot de Fuerza, y algunas de sus criaturas invocadas parecen estar inspiradas en los Mitos de Cthulhu, como el monstruo de X of Swords: Creation #1 que recordaba un poco a Cthulhu (como una criatura gigante con alas de dragón y cabeza de pulpo).

Ver También

Links y Referencias

Notas a pie de página

Advertisement